Las Cookies nos ayudan en la disposición de nuestros servicios. Con la utilización de nuestros servicios, usted se declara de acuerdo en que utilicemos Cookies.
En el siguiente enlace encontrará informaciones adicionales sobre las Cookies. Saber más sobre las Cookies...

De un hombre y su idea, a una empresa líder

Todo empezó en 1982, en un pequeño cobertizo del patio trasero de una casa de Düsseldorf. Tras muchos intentos y con medios sencillos, Berthold Koch desarrolló una idea genial y la convirtió en el primer purgador de condensados electrónico regulado por nivel: el innovador BEKOMAT. Este invento no sólo solucionó uno de los mayores problemas del tratamiento del aire comprimido, sino que también supuso el primer paso en la senda hacia el éxito de una de las empresas líderes del mundo en técnicas de aire y gas comprimidos.

1982–1990:

De una semilla pequeña puede brotar algo grandioso.

Ya desde sus primeros años, la todavía joven empresa apostó por la innovación y el crecimiento. Una vez que el BEKOMAT estuvo listo para salir al mercado, la siguiente tarea fue el desarrollo de soluciones para el tratamiento de condensados. En tan solo unos pocos años, hicieron de BEKO una de las empresas líderes mundiales en técnicas de condensados. A finales de los años 80, el crecimiento permanente de la empresa hizo necesario su traslado a unas instalaciones nuevas y más amplias, en Neuss.

Los años 90

Avanzar con ideas nuevas.

Durante la década de los 90, ya con una gama de productos ampliada que incluía secadores y filtros de aire comprimido, BEKO TECHNOLOGIES marcó por vez primera la pauta en el tratamiento del aire comprimido y desde entonces mantiene su senda de éxitos en todo el mundo. Dentro de un desarrollo permanente de crecimiento e innovación, durante la década de los 90 el dinamismo fue incluso mayor. El secador de membrana DRYPOINT® M se convirtía por auqel entonces en una solución específica líder para el secado de aire comprimido justo antes de su aplicación.

El nuevo milenio

La empresa crece con ambición.

La ampliación de la gama de productos y el compromiso global tuvieron como consecuencia una modificación del nombre de la empresa: BEKO Kondensattechnik GmbH pasó a llamarse BEKO TECHNOLOGIES GmbH. La orientación internacional de la empresa continuó afianzandose; a raíz de la participación en EVERAIR TECHNOLOGY en el año 2007, se amplió considerablemente la gama de productos y servicios, ya que las soluciones de secado para grandes caudales de aire comprimido abren al grupo empresarial nuevos mercados en el ámbito internacional. Por otra parte, una técnica de medición de alta calidad, diseñada para mejorar la seguridad en los procesos de producción, vino a completar el programa.

2007:

Un final demasiado temprano... y un nuevo comienzo.

En 2007, poco después del 25.º aniversario de la empresa, falleció de manera completamente inesperada el fundador de la empresa, Berthold Koch. Sin lugar a dudas, este hecho supuso un duro golpe en términos personales dentro de la historia de la empresa, pero gracias a su enorme vitalidad logró superarse con maestría. Con el rápido nombramiento de una nueva dirección, formada por empleados veteranos y por miembros de la familia propietaria, BEKO TECHNOLOGIES supo garantizar su continuidad, su fuerza e independencia empresarial. Al final de la década, BEKO TECHNOLOGIES salió reforzada de la crisis económica mediante la ampliación de los terrenos dedicados a la producción en Neuss, llegando a los 9500 m2.

BEKO TECHNOLOGIES, una historia de éxito

Magníficamente preparados para el futuro.

Como líder tecnológico innovador, en casi tres décadas BEKO TECHNOLOGIES se ha ganado una buena reputación en todo el mundo y ha ocupado una posición de liderazgo en la técnica de aire y gas comprimido. Crear un Centro de Educación propio fue una de las medidas tomadas para reforzar los profundos conocimientos y la formación de sus empleados, garantizando así la orientación de la compañía hacia el éxito. Mediante nuevas soluciones pioneras en la técnica del aire y el gas comprimido, BEKO TECHNOLOGIES GmbH mantiene de cara al futuro la idea de su fundador, Berthold Koch: BEKO TECHNOLOGIES , una empresa potente que hace progresos. Y todo ello con orientación hacia el cliente, compromiso social y un perfil humano.